Consejos para evitar fisuras anales

Padecer fisuras anales es un problema a la hora de llevar una vida normal. Una fisura anal es un desgarro que se produce en la mucosa que recubre el ano de tal forma que se podría definir como un corte o una herida que se hace dentro del conducto y que, por su ubicación, puede tener complicaciones. 

Normalmente el problema viene por expulsar heces duras y grandes, lo que fricciona mucho más con la mucosa con el riesgo de provocar una rotura. Sin embargo, puedes prevenir las fisuras anales si tienes en cuenta lo siguiente: 

1. Toma alimentos ricos en fibra. Los alimentos ricos en fibra luchan contra el estreñimiento (y también gradúan para no tener diarreas). Alimentos como pan integral, cereales, etc. pueden formar parte de tu dieta y ayudarte a que tu cuerpo obtenga todos los nutrientes necesarios. 

2. Bebe agua. El cuerpo humano necesita agua porque el 75% del mismo está compuesto de esta. Por tanto, si bebes agua no solo hidratas tu cuerpo, sino que permites que tenga el elemento adecuado para que todo marche bien. 

3. Haz ejercicio. El ejercicio nos ayuda a muchas cosas: controlar el peso, mantener el cuerpo en forma… Pero también a evitar las fisuras anales ya que irás mejor al baño, tendrás músculos más fuertes, etc.

En general, las fisuras anales se curan, pero si se pueden prevenir es siempre la mejor opción. 

facebooktwittergoogle_plus